COPA MENSTRUAL

La copa menstrual es la mayor revolución en higiene íntima femenina. Atrás quedan los anuncios de adolescentes montando en bicicleta y los de famosas a caballo por idílicas playas para dar paso a las mujeres de hoy en día que, en estas copas mentruales de silicona o plástico quirúrgico y látex encuentran a su mejor aliada ya que la copa vaginal proporciona una mayor libertad durante el periodo femenino.

Las copas menstruales son un paso más para la normalización de la menstruación en una sociedad cada vez más avanzada y donde la mujer adquiere un rol más activo y la menstruación ya no es vista como un inconveniente.
Se ha pasado de vivir “la regla” como algo negativo a algo propio y femenino gracias, en parte, a avances como la copa menstrual.

Miles de mujeres en todo el mundo ya usan la copa para la regla y no solo en el mundo desarrollado. La versatilidad de la copa menstrual la hace idónea para todo tipo de mujeres tanto por su comodidad como por su fácil mantenimiento y durabilidad.

No olvidemos que los inventos más revolucionarios, aquellos que con sus simples diseños cambian la percepción con la que vemos el mundo, son siempre los que facilitan al ser humano su día a día; por esta razón, las copas menstruales representan un gran adelanto en la calidad de vida de la mujer.

Definición copa menstrual

Las copas menstruales son unos objetos que pueden ser reutilizados, tantas veces como se necesite, para la higiene íntima femenina y son, también, de fácil limpieza.
Su diseño cónico o acampanado favorece el almacenaje del flujo menstrual durante el
periodo.
La fabricación de la copa menstrual en materiales como el látex o plástico quirúrgico
o silicona la convierten en un dispositivo no solo reutilizable, sino que también muy duradero ya que con el mantenimiento adecuado las copas mentruales pueden alcanzar hasta los diez años de
usabilidad.
El diseño más extendido entre los fabricantes de copas vaginales es el de forma de campana, pero también existen modelos de copas para la regla en forma de diafragma, fabricados en polietileno. Este modelo de copa regla es utilizado, también por muchas mujeres, como método anticonceptivo por su ligero tacto y por ser desechable.

Copas menstruales Beneficios

Uno de los caballos de batalla de la ginecología moderna es, sin lugar a dudas, la educación en higiene íntima femenina ya que, tal y como dice el colegio de ginecología, la educación y la prevención son la base para evitar muchas dolencias e infecciones. Pero los beneficios de la copa vaginal topan, aún en nuestra época, con muchos tabúes socioculturales.
El primer beneficio de la utilización de la copa vaginal, sería la normalización de la manipulación de los genitales femeninos. De este hecho, del cual a día de hoy muchas mujeres aún se sienten incómodas al hablar de un acto tan natural como lo es el explorar para conocer una parte más del cuerpo humano, depende, en gran medida, el derrocamiento de los tabús que la sociedad tiene al respecto. El segundo beneficio de una utilización normalizada de la copa para la regla sería el cuidado del medio ambiente, puesto que la copa mentrual tiene una durabilidad de hasta diez años. Esto hace que su precio sea amortizado de forma más rápida. El tercer beneficio iría ligado a la higiene íntima femenina puesto que la copa mestrual puede llevarse hasta doce horas, dependiendo de la cantidad de flujo. Además puede usarse para dormir, realizar deporte… y su retirada y vaciado es simple y rápido. Este hecho, enlazaría con el cuarto beneficio de la copa femenina puesto que el material con el que está fabricada evita infecciones y el síndrome del shock tóxico.

Copas menstruales Desventajas

Una de las mayores desventajas que tiene la utilización de la copa menstrual en la higiene íntima femenina es su accesibilidad. Si bien es cierto que por Internet hay una amplio surtido de copas menstruales, no todas las mujeres tienen acceso a Internet y, en algunos países no es tan sencillo ni su comercialización ni la accesibilidad de la mujer a este producto. Hecho que resulta paradigmático pues una amplia difusión por parte de los gobiernos, sobre todo de países poco desarrollados o del tercer mundo, ayudaría a la población femenina en temas de salubridad e higiene.
Otra desventaja de la copa para la regla es que algunas mujeres tienen dificultades al ponersela y ese hecho hace que les creé una cierta incertidumbre sobre si estará bien puesta o no; por ese motivo, es recomendable practicar aún y cuando no se esté en el periodo, para acostumbrarse tanto a llevarla puesta como a introducir la copa menstual en la vagina y aprender a retirarla de forma rápida y sencilla. También podría considerarse otra desventaja de la copa la correcta elección de la talla, puesto que un error en su medida podría ocasionar pérdidas de flujo en tallajes pequeños o, en el caso inverso, molestias.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más info

aceptar